• Inicio
  • Cursos y talleres
  • Temas de interés
  • Artículos
  • Contacto
 
 

 

   
 

Cobrador de deudas

 Cobrador de deudasDescripción


Los cobradores de deudas, o cobradores de morosos, son empleados por particulares o compañías a quienes se debe dinero. Establecen contacto por correo o por teléfono, o visitan a un deudor en su domicilio. Ofrecen asesoramiento y sugieren formas de pagar lo adeudado. Como último recurso, a veces tienen que llevar al deudor a los tribunales para conseguir el dinero.


Actividades laborales


Los cobradores de deudas son empleados por las agencias de cobro de deudas, o por los departamentos de crédito de empresas, para recuperar dinero adeudado.

El cobro de deudas de consumidores consiste en cobrar a ciudadanos que no han pagado dinero que deben, como plazos de ventas de catálogo por correo o pagos de tarjeta de crédito.

En el caso de una deuda personal, el cobrador de deudas establece contacto con el deudor (la persona que debe el dinero) por escrito o por teléfono para pedirle que liquide la deuda. En esta fase, escucha las razones de la falta de pago y ofrece asesoramiento basándose en la situación del deudor.

Por ejemplo, le puede sugerir métodos alternativos de pago. Los cobradores de deudas siempre tratan de llegar a un acuerdo justo y factible con el deudor y que también resulte aceptable para el acreedor (la persona o compañía a la que se le debe el dinero). Los cobradores mantienen un registro detallado de lo que se ha acordado, a menudo mediante una base de datos informática.

Si no se recibe el pago, acude al domicilio del deudor un cobrador de deudas sobre el terreno. El cobrador de deudas sólo debe iniciar procedimientos legales como último recurso. En esta fase, el acreedor puede recurrir a un agente judicial para que se haga cargo de bienes o activos del deudor.

En los casos de cobro de deudas comerciales en que se deben grandes cantidades de dinero, los cobradores de deudas se ponen en contacto con la compañía por carta o por teléfono. Si no hay respuesta, amenazan con acciones legales, y si la empresa sigue sin pagar, emprenden acciones judiciales.

Los cobradores de deudas pueden especializarse en asuntos internacionales. Para ello, pueden contratar a empresas extranjeras de cobro de deudas y profesionales del derecho.

Otros cobradores de deudas se especializan como agentes de rastreo, cuyo trabajo consiste en buscar a deudores que han desaparecido.


Habilidades y características personales


Para ser cobrador de deudas, se requiere:

Ser paciente pero enérgico.
Actuar de modo tranquilo, diplomático, discreto y comprensivo ante situaciones más o menos angustiosas.
Tener buen ojo para la gente.
Ser capaz de llevar al día registros precisos.

Asimismo, se necesita:

Tener una excelente capacidad de negociación y habilidades interpersonales.
Tener capacidad de organización.
Poseer aptitudes para la comunicación escrita, TIC y teclado.
Poseer aptitudes para el cálculo aritmético.
Desenvolverse con seguridad y determinación al teléfono.

Conviene que los cobradores de deudas sobre el terreno dispongan de permiso de conducir.

 

 

Fuente: www.educaweb.com/profesion/cobrador-deudas-725/

 
 

www.cursoseduardobuero.capacitacioncobranzas.com

 
 

Diseño web Argentina Posicionamiento SEO  Otros trabajos de diseño web